Información y opinión sobre los 102

pueblos de la provincia de Almería



Bienvenido y gracias por invertir un poquito de tu tiempo en este humilde blog en el que, sin afiliaciones políticas, ni empresariales, ni sindicales, ni de ningún otro tipo, trataré las noticias más relevantes de nuestra hermosa y a la par castigada provincia. Algunos de los temas serán conocidos por todos, otros serán anécdotas casi olvidadas por los almerienses y, cómo no, caerá alguna que otra primicia. Porque, que Almería sea pequeña, que lo es, no significa que no de un tremendo juego a los que nos dedicamos a esto de la comunicación. Y los que sigáis este blog con cierta asiduidad lo entenderés más pronto que tarde. Una cosita más: si queréis publicar vuestras opiniones, o algún artículo que sea de interés para los almerienses, éste es vuestro sitio.







martes, 26 de junio de 2012

Los dedos peperos


ARTÍCULO DE OPINIÓN
Pablo Requena

A perpetuarse toca. Al menos para dos pesos pesados de la política andaluza, como son los peperos Javier Arenas y Antonio Sanz, a los que las sucesivas derrotas electorales padecidas durante las últimas décadas no parecen afectarles lo más mínimo, visto lo visto. Y sí, en las últimas elecciones andaluzas fueron los más votados, pero quedando lejos de la necesaria mayoría absoluta a pesar de la tasa de paro, fracaso escolar, corrupción y otros tantísimos asuntos sombríos para los que gobiernan Andalucía desde que el mundo es mundo. Arenas y Sanz están más quemados que la pipa de un indio –políticamente hablando- y parecen ser los únicos que no terminan de enterarse. Ahora que por fin se baten en retirada y abandonan tierras andaluzas para seguir chupando del bote (pongamos que hablo de Madrid) por supuesto no van a hacerlo sin dejar claras las directrices de la nueva dirección andaluza del Partido Popular.
Y es que, como es tradición en el seno del PP, los sucesores los eligen a dedo los que se van, y no los que se quedan para aguantarlo. Así padecemos a Marianico el recorto por obra y gracia de Aznar, o seguramente tengamos que tragar con el sevillano Zoido (¿pero el problema no era que Arenas parecía un señorico? ¿Y Zoido que parece, un magrebí cogiendo tomates en El Ejido?) Aunque, para ser justos, esto no es un problema único del PP; ahí tenemos al socialista Griñán, al que hasta el pasado mes de marzo padecíamos por el dedazo de Chaves, y no por la elección democrática de los ciudadanos.
No hay nada oficial -salvo el adiós de Arenas- hasta el próximo 15 de julio cuando los populares andaluces celebren su congreso en la ciudad califal donde, salvo sorpresa mayúscula (algo que no suele gustar en Génova) todos y cada uno de los presidentes provinciales votarán a Zoido, que es el que le gusta a Arenas. ¿Para qué disentir del “campeón” de las derrotas o, peor aún, mostrar personalidad propia y decir aquello de “esta boca es mía”? En fin, todo se andará, pero mucho van a tener que arremangarse algunos para que el PP andaluz logre dentro de cuatro años lo que no pudo conseguir en marzo con todo a su favor. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Seguidores

Síguenos en tu correo electrónico