Información y opinión sobre los 102

pueblos de la provincia de Almería



Bienvenido y gracias por invertir un poquito de tu tiempo en este humilde blog en el que, sin afiliaciones políticas, ni empresariales, ni sindicales, ni de ningún otro tipo, trataré las noticias más relevantes de nuestra hermosa y a la par castigada provincia. Algunos de los temas serán conocidos por todos, otros serán anécdotas casi olvidadas por los almerienses y, cómo no, caerá alguna que otra primicia. Porque, que Almería sea pequeña, que lo es, no significa que no de un tremendo juego a los que nos dedicamos a esto de la comunicación. Y los que sigáis este blog con cierta asiduidad lo entenderés más pronto que tarde. Una cosita más: si queréis publicar vuestras opiniones, o algún artículo que sea de interés para los almerienses, éste es vuestro sitio.







martes, 11 de febrero de 2014

Trueba. Almería. Goyas. 'Cebaos'.

"Siempre he sospechado que la amistad está sobrevalorada. Como los estudios universitarios, la muerte o las pollas largas".
La sentencia no es mía, sino de David Trueba (el hermanísimo del estrábico pajillero); una frase con la que el recién galardonado con el Goya al mejor director comenzaba su novela 'Cuatro amigos', que tuve la oportunidad de leer hace algún tiempo y cuya lectura os recomiendo desde aquí.
El caso es que llevo yo varios meses sin publicar nada en este blog, entre otras cosas, porque estoy escribiendo a diario para otro proyecto con la esperanza de ver publicada mi propia novela antes de que finalice este año, y comprenderéis que esto se lleve buena parte de mis energías. Pero hoy quiero hablaros de otro asunto, en concreto, de la que se la liado en la provincia (mejor dicho, en las redes sociales de muchos de los que moran en ella) a cuenta de las palabras de agradecimiento del señor Trueba (David, no el estrábico) a la hora de recoger su premio.

No voy a opinar aquí otra vez de lo que pienso acerca de la gala de los Goya ni de los salvapatrias de cartón-piedra que desfilan cada año por la alfombra roja de dicho evento (única roja de verdad de esa gala mal que le pese a la abuela Bardem); el que quiera saber cuál es mi opinión al respecto, que se asome por mi muro de Facebook o que utilice su intuición. No. Como ya he dicho, escribo esto para dejar claro que me parece exagerado el linchamiento al que está siendo sometido el pequeño de los Trueba.

Como cineasta, admito no haber seguido con ahínco su carrera ni haber disfrutado especialmente con lo poco que sí he visualizado; vi 'La buena vida' hace unos veinte años (mediocre pero con algún que otro punto admirable), vi la adaptación de la novela de Javier Cercas ('Soldados de Salamina'), adaptación que supongo que al señor Cercas le haría la misma gracia que clavarse una grapa en el escroto (y eso que buena parte de la crítica la acogió con onanista entusiasmo). También vi cómo los dos hermanos, David y Fernando, adaptaban la novela de Donald Westlake, 'Two Much', que llevaría a Antonio Banderas a Hollywood y que se convertiría en una mediocre comedia americana.
De 'Vivir es fácil con los ojos cerrados' no opino porque no la he visto. Sí admito que tengo ganas de verla por dos motivos; comprobar qué tal ha captado Trueba los hermosos paisajes de Cabo de Gata y admirar a un pedazo de actor como Javier Cámara (de lo poco que se salva, hoy por hoy, del celuloide español).

De lo que sí opino es de la cantidad de palos que el señor David Trueba se está llevando por decir que Almería es muy pobre. Hombre, ciertamente, esto no es Doha ni Riad, a no ser que estés afiliado al alguno de los partidos que mandan, y tengas tu paguica asegurada.
Sí, Almería es pobre, coño.
Alguno me saldrá con que somos la provincia con el PIB más alto de Andalucía y de las más elevadas de España. Con todos mis respetos a sevillanos y gaditanos, ¿en serio nos vamos a comparar con el PIB de Sevilla o de Cádiz? Pues cuidado porque, si lo hacemos, comprobaremos que Almería es la provincia andaluza con la tasa de pobreza más elevada de todas (33% según un informe de UGT del año 2011).

Tenemos un 35% de paro (más que en la mayoría de regiones griegas o portuguesas), más de un 56% de paro juvenil (uno de cada dos amigos míos vive fuera de Almería porque aquí no tienen futuro), y entre los años 2000 y 2008, fuimos la provincia española donde más casos de lepra se detectaron (en la mayoría de países desarrollados, esta enfermedad está extinguida). Hombre, muy ricos no seremos, ¿no?
Pero es que sigo; la Junta de Andalucía tiene paradas TODAS sus obras públicas en nuestra provincia porque no tiene dinero (algunas desde hace décadas, como la Plaza Vieja o la autovía del Almanzora); TODOS los monumentos de la provincia están que se caen sin que ningún político haga nada, y la excusa de siempre es "que no hay dinero" (Cortijo del Fraile, Palacio del Almanzora, Alcazaba, castillo de los Vélez...). Además, hay infraestructuras paralizadas por falta de dinero (AVE, soterramiento, autovía A7...), por no hablar de los muchos agricultores que levantaron Almería con su esfuerzo y sudor, y que se están llevando sus invernaderos al norte de Marruecos porque "esto es ruina" (conozco a unos cuantos).
Cerramos el Patronato de Turismo para ahorrar; tenemos unas conexiones ferroviarias tercermundistas, unos vuelos que aparecen y desaparecen como el Guadiana....
Tenemos municipios que, no hace mucho, se pavoneaban de ser de los más ricos de España y que ahora están arruinados (El Ejido tiene hoy más de 400 millones de euros de deuda municipal), autovías en quiebra técnica (Vera), cuando alguien viene a crear riqueza le dejamos que construya para, al terminar la obra, parársela y amenazar con derribarla (Algarrobico), tenemos una estación de tren de la escuela arquitectónica de Eiffel haciendo de cagadero de palomas....
Sí, paisanos; Almería es pobre, lamentablemente.

Los almerienses son, en general, gente trabajadora y honesta, pero tienen el defectillo de votar a gente que no vale ni la mitad que ellos, y así nos luce el pelo. Por poner nombres y apellidos;  los dos grandes partidos tienen, entre sus diputados por Almería, a tipejos que llevan toda su vida viviendo de nuestra tierra sin dar un palo al agua; los peperos tiene al cunero guadalajareño Rafael Hernando (ya era diputado en tiempos de Aznar, viva la renovación y tal) y los sociatas a una tal Consuelo Rumí, que ejerce desde el siglo pasado para "defender" los intereses almerienses.
Que sí; claro que hay potencial de sobra para que Almería no sólo no sea pobre, sino para que pueda convertirse en uno de los referentes económicos de toda España. Pero mientras manden los que han mandado siempre (y siguen y seguirán mandando), aquí no se va a provechar ni una migaja de ese potencial enorme (clima excepcional; mar, nieve y desierto en uno; gente acogedora; lugar barato; excelente gastronomía, cercanía a la ciudad de la Alhambra...) y, lamentablemente, seguiremos siendo pobres si nos comparamos con la colosal riqueza que podríamos llegar a desarrollar si nos dejaran hacerlo.

Pues eso; termino diciendo que, en mi modesta opinión, David Trueba no quiso faltar el respeto de los almerienses, sino llamar la atención del abandono y la falta de oportunidades que hay en esta hermosa tierra (como en tantas otras). ¿Empleó el cineasta las palabras adecuadas? No lo sé; los nervios del momento, la emoción del galardón... seguro que podría haber escogido algunas mejores, pero creo firmemente que no hay que cogérsela con papel de fumar cada vez que alguien de fuera da su opinión sobre la tierra almeriense. Vamos, lo que quiero decir es que no sobrevaloremos las palabras de un pijo madrileño, como se sobrevaloran la amistad, los estudios universitarios o las pollas grandes.

Seguidores

Síguenos en tu correo electrónico